valle de los reyes


El Valle de los Reyes en Lúxor -o Ta-sekhet-ma’at- suele ser una visita que todo turista en la ciudad realiza. Tan importante e impresionante es que, junto con otros elementos, es considerado Patrimonio de la Humanidad.

¿Qué hay en el Valle de los Reyes en Lúxor?

El Valle de los Reyes es la necrópolis real de Lúxor, situada en sus cercanías, al oeste del río Nilo.

Allí descansan la gran mayoría de faraones que habitaron el lugar durante el Imperio Nuevo, es decir, los de las dinastías XVIII, XIX y XX. También hay algunas reinas, príncipes, nobles y muchos de los animales de estos.

El Valle de los Reyes se divide en dos: el Valle Este o KV y el Valle Oeste o WV. Lo domina la colina Tebana, coronada por una pirámide natural.

Hasta el momento se cuentan 60 tumbas en el Valle de los Reyes, aunque no se descartan muchas otras pues algunas tienen sus entradas tan perfectamente escondidas que las hemos tenido delante de nuestras narices y no las hemos sabido encontrar, aún sabiendo que la zona es un cementerio faraónico. De la misma manera, hay tumbas que no se conoce de quién son.

valle de los reyes

Excursión al Valle de los Reyes

Si quieres ir de excursión al Valle de los Reyes, saber que las entradas son de precios variables y permiten la visita a 3 tumbas. La excepción la ponen la tumba de Tutankamon y la de Ay, que se pagan individualmente.

El precio de una entrada de 3 tumbas es de 30 LE, o lo que es lo mismo, 1.42 euros.

¡Ojo! Tanto los precios como el valor de la libra egipcia tienen fecha de 29 de septiembre de 2017. Ambos puntos son realmente cambiantes por lo que lo mejor es preguntar antes de preparar tu viaje a Egipto; así no te llevarás sorpresas.

Saber que cada año se cierran unas tumbas y se abren otras. Esto lo hacen para evitar la sobresaturación de cada lugar y para ir restaurándolos y cuidándolos poco a poco.

Puedes hacer esta excursión por ti mismo, aunque lo aconsejable, por el tiempo que se le dedica, es ir con un grupo.

Una de las opciones, obviamente, es cruzar el río Nilo en barco -a no ser que, por algún motivo, ya estés al otro lado-.

Saber que de camino te vas a encontrar con los Colosos de Memnon, otra atracción turística de la ciudad así que haces un 2×1.